The Rose and the Saw

De solsticio a solsticio, sólo he aprendido una cosa: que el centro del ser humano, a pesar de la creencia popular, no es el corazón ni el cerebro ni la glándula pineal. Es el intestino. Una persona es un tubo y los anejos que al tubo acompañan. Es un hecho poco documentado, pero hay bibliografía. A. Nothomb ya me injertó …

Inertia of a stethoscope swinging from an almond tree

Old Works (06-2012) The white of this place always hurts. The floor is white, the ceiling, the doors. White-sheet-ghosts wander all along the corridor, looking really busy – but I know they really aren’t. I myself am dressed in white, which would be unusual if I weren’t here – a white that confuses non-white-dressed people, and spurs them to ask …

Saboteando la MIR (día 185)

El tren entre la niebla… debe de haberse perdido. Es un plano de película esperando ser filmado de nuevo. Y fuera de ángulo, el andén de bufandas cansadas sacadas a destiempo, pensando al unísono “Si yo no puedo ser la mitad de cosmopolita, ¿quién le da derecho a serlo?” No es su lugar. No hay raíles bajo las ruedas, tiene …