Fábula de las Ostras

Yo guardo el Templo blanco a Iris y otros dioses menores del panteón. . El Mausoleo que No ha Visto un Ojo Humano, La Ermita que No se Pronuncia en Dialecto Alguno, Santuario que no existe salvo en un filtrar perpetuo por galerías oscuras de nácar: una opalescente Nada, eso guardan las ostras con su vida. . Abnegada y majadera …

Detritus Lírico

Escribo en prosa porque dijeron que me sentaba bien. Ahora que lo pienso dijeron lo mismo del rubor en las mejillas, pero (creo que) sólo les alivia comprobar que mis arterias funcionan y también a mí me hierve la sangre, a veces. Como el priapismo del ahorcado, más triste que indecente. (De haber sabido que era un juego para dos …

Hay un mosquito en mi lámpara

De tanto golpear la luz la luz se ha abierto en dos y lo ha engullido entero (para cuando llegue al poso de insectos muertos, resecos, marchitos y sin jugos, cáscaras de congéneres en el fondo del plafón calcinados noche a noche bajo mis cien vatios será demasiado tarde. Recordará que entró – pero no cómo). (SÉ que os debo …

Orgullo y Oficio

Sintiéndome especialmente vacía hoy. Se llena fácil y rápido a base de improvisación. No quiero sacarlo si sé que joderá más fuera que dentro pero quiero aún menos ser otra más como vosotros otra como yo mi yo de ahora mi yo de antes mi yo de dentro de no mucho orbitando en el espacio exterior libre sin anclajes sin …

El día del veterano

No hay flores en la sala de los mutilados fuera del acto de servicio. Pero aún hay presupuesto para hacer tintinear una próstata en cristal de Bohemia, macerar una ciruela y esperar al ángel albino con su toque de gracia plastificada (algodón y látex, seda y vinilo). No sé si son mis dedos de espía germana vendida a los Aliados …